12 Síntomas físicos de la ansiedad

12 Síntomas físicos de la ansiedad

Síntomas físicos de la ansiedad

La ansiedad también puede provocar síntomas físicos. Piensa en un momento en el que te hayas sentido ansioso. Quizá te sudaron las manos o te temblaron las piernas. Tu ritmo cardíaco pudo haberse acelerado. Puede que te sintieras mal del estómago.

Estos son solo algunos de los muchos síntomas físicos que la ansiedad provoca. Veamoslos.




1. Latidos rápidos del corazón

Cuando algo te asusta de repente, como un ruido fuerte, se desencadenan las hormonas del estrés (adrenalina, noradrenalina, cortisol) que hacen que tu corazón lata más rápido y con más fuerza.

Puedes sentir que late de forma irregular (palpitaciones). Con el tiempo, si esto ocurre demasiado, tienes más probabilidades de padecer hipertensión arterial, enfermedades cardíacas, endurecimiento de las arterias, colesterol alto, derrame cerebral e infarto de miocardio.

2. Respiración rápida

Además de los latidos fuertes del corazón, es posible que empieces a respirar más deprisa cuando estés asustado o ansioso, o sientas que no puedes tomar suficiente aire. Algunas personas respiran tan rápido que se marean o se desmayan. Puede ser grave si ya tienes problemas respiratorios debido al asma, una enfermedad pulmonar o enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) y otras afecciones.




3. Respuesta de lucha o huida

Es un conjunto de síntomas que se producen cuando se reacciona ante algo que da miedo. El susto desencadena la liberación de ciertas hormonas que envían señales a través del cerebro, la médula espinal y los nervios. La sangre y el combustible (glucosa) afluyen a tus brazos y piernas para prepararte para hacer frente a la amenaza con una de las dos opciones: luchar o huir. El pulso y la respiración se aceleran. También es posible que te pongas a sudar y a temblar.

4. Músculos tensos

Tu cuerpo se prepara para protegerse cuando estás ansioso. Si te asustas mucho, tus músculos se tensan de golpe. Suelen relajarse una vez que se pasa el estrés, pero si esto ocurre a menudo o si te sientes preocupado todo el tiempo, los músculos tensos de los hombros y el cuello pueden provocar dolores de cabeza, incluso migrañas. Las técnicas de relajación como la respiración profunda y el yoga pueden ayudar.

5. Niveles altos de azúcar en la sangre

Las hormonas del estrés pueden darte una ráfaga de este combustible instantáneo cuando estás asustado o ansioso. Es útil si necesitas huir del peligro o luchar contra él. Normalmente tu cuerpo recoge y almacena el azúcar extra.

Pero la ansiedad elevada o constante podría mantener tu nivel de azúcar en sangre demasiado alto durante mucho tiempo. Esto puede conducir a la diabetes, así como a enfermedades cardíacas, derrames cerebrales y enfermedades renales.




12 Síntomas físicos de la ansiedad

6. Problemas de sueño

La preocupación puede mantenerte despierto por la noche. «¿He pagado la factura de la luz?» «¿Me he olvidado de dar de comer al perro?». Dormir mal puede aumentar la ansiedad aún más, sobre todo si tienes que trabajar al día siguiente.

Una lista de tareas pendientes podría disminuir la ansiedad al desglosar los problemas que hay que resolver. Y unos buenos hábitos de sueño pueden ayudar. Intenta tener horarios regulares de sueño y vigilia. Acuéstate en un dormitorio oscuro y fresco. También haz una reducción gradual por la noche para facilitar la hora de acostarse.

7. Problemas para combatir los gérmenes

Es posible que tu cuerpo no combata tan bien las infecciones cuando te preocupas. Incluso el mero hecho de pensar en algo que te ha enfadado o entristecido puede disminuir la respuesta de tu sistema inmunológico -la defensa del cuerpo contra los gérmenes- en tan sólo 30 minutos. La ansiedad que se prolonga durante días, meses o años puede hacer mella en el sistema inmunológico, dificultando la lucha contra la gripe, el herpes, el herpes zóster y otros virus.

8. Malestar estomacal

El estrés y la ansiedad pueden hacerte sentir como si tuvieras nudos en el estómago. Algunas personas sienten náuseas e incluso vómitos. Si esto ocurre constantemente, puedes desarrollar problemas digestivos como el síndrome del intestino irritable (SII) o llagas en el revestimiento del estómago llamadas úlceras. Habla con tu médico si tienes un dolor de barriga grave o vomitas cuando estás ansioso.

9. Problemas intestinales

La ansiedad puede provocar estreñimiento. Los médicos no saben exactamente por qué, pero puede ser que estar ansioso cambie la forma en que usas los músculos que controlan la forma de hacer caca. También puede provocarte diarrea porque cambia la forma en que tu cuerpo absorbe ciertos nutrientes.

Tu intestino puede ser especialmente sensible al estrés si ya tienes SII u otro problema digestivo. Tu médico podría ayudarte a controlar los factores desencadenantes de la ansiedad en tu vida.

10. Aumento de peso

Parte del problema es que la ansiedad a veces puede hacer que comas más. También puede llevarle a buscar alimentos con mucha grasa y azúcar, que tienen más calorías. Y estos alimentos parecen «funcionar» en el sentido de que mejoran los síntomas de ansiedad, lo que hace que los desees aún más.

Con el tiempo, el exceso de ansiedad puede alterar la respuesta al estrés de tu cuerpo y hacer que ganes algunos kilos no deseados.

11. Problemas sexuales de los hombres

Al principio, el estrés puede activar el sistema de lucha o huida, que produce la hormona testosterona. Eso puede hacer que te sientas más juguetón. Pero otra hormona del estrés, el cortisol, puede tener el efecto contrario. A largo plazo, la preocupación puede disminuir la testosterona, cambiar o reducir el esperma y ralentizar o detener la respuesta normal del cuerpo cuando se quiere tener relaciones sexuales.

12. Problemas sexuales de las mujeres

La preocupación puede cansarte y distraerte, por lo que estás menos interesada en el sexo. La hormona del estrés cortisol también puede disminuir el deseo. Los altos niveles de estrés pueden afectar a tu ciclo. Puede provocar la falta de menstruación o que ésta sea irregular, o hacerla más larga o dolorosa.

Puede empeorar los calambres, la hinchazón y los cambios de humor en la semana anterior a la regla, lo que a veces se denomina síndrome premenstrual (SPM). La ansiedad también puede dificultar el embarazo.

¿Le ha gustado el artículo sobre los síntomas físicos de la ansiedad? ¡Por favor, compártalo con sus amigos!

12 Síntomas físicos de la ansiedad

Fotografía: Canva

Temas:


El consejo de su médico es importante. Lea nuestra información adicional




Saludista en Telegram

¿Le ha gustado el artículo? Por favor, compártalo. ¡Gracias!




Compartir en Whatsapp

Compartir en Pinterest

Compartir en Facebook

Compartir en Twitter

Síguenos en Telegram



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!