7 señales de advertencia que revelan que alguien tiene depresión doble

7 señales de advertencia que revelan que alguien tiene depresión doble

Si has vivido algún tiempo, sabrás que es normal tener días en los que te sientes melancólico y quieres quedarte en la cama. Pero si estos síntomas leves se prolongan durante un año o más, es posible que te diagnostiquen un trastorno depresivo persistente o distimia. Y si experimentas distimia y un trastorno depresivo mayor simultáneamente, se trata de una depresión doble.

LA DEPRESIÓN EN EL MUNDO

Los expertos en salud mental afirman que tanto los adultos como los niños pueden verse afectados por la distimia, que viene de la palabra griega que significa desesperación. Los niños pueden experimentar la distimia durante un año, mientras que los adultos pueden luchar contra ella durante dos años o más.

PUBLICIDAD






Las estadísticas de la Organización Mundial de la Salud muestran que al menos 350 millones de personas sufren depresión en el mundo. La cifra es probablemente mayor porque muchas personas se resisten a recibir un diagnóstico y tratamiento.

Los expertos afirman que la mayoría de las personas que padecen un trastorno de ansiedad también se enfrentan a la depresión. Las dos condiciones luchan entre sí y pueden causar dolencias físicas. El tratamiento de la depresión suele incluir el diagnóstico de otras enfermedades mentales.

¿QUÉ CAUSA LA DEPRESIÓN DOBLE?

La investigación médica no es más concluyente sobre las causas de la depresión doble que las de los trastornos depresivos mayores. Por ahora, los expertos siguen estudiando los signos y síntomas en relación con el historial médico del paciente. Estas son algunas de las causas probables que han identificado.

PUBLICIDAD






– ANTECEDENTES FAMILIARES

¿Tus padres, abuelos u otros miembros de la familia extensa lucharon contra la depresión? Si es así, es más probable que padezcas la misma enfermedad. Muchos investigadores afirman que la genética desempeña un papel clave en los ataques de distimia y depresión grave.

Otros estudios sugieren que los circuitos cerebrales que regulan el estado de ánimo y las emociones son anormales en el cerebro de la persona deprimida. Cuando las sustancias químicas del cerebro, como la serotonina y la dopamina, están desequilibradas, el resultado suele ser la distimia. Cuando la distimia y los órdenes depresivos importantes se encuentran, se crea una doble tormenta.

– ACONTECIMIENTOS TRAUMÁTICOS

PUBLICIDAD






Experimentar un trauma no sólo puede causar ansiedad y estrés postraumático, sino que también puede desencadenar una doble depresión. El trauma suele crear un fallo en el cerebro, que hace que éste reproduzca la escena como un bucle de vídeo interminable.

En esta situación, uno se siente ansioso y desesperado, como si estuviera congelado en el tiempo. Los síntomas pueden comenzar como una depresión leve y luego empeorar hasta convertirse en un trastorno depresivo mayor. El bajón depresivo puede empeorar la ansiedad.

– ESTRÉS CRÓNICO

Si no experimentaras algo de estrés, no estarías viviendo. Sin embargo, el estrés crónico es una historia diferente, y puede destruirte física, mental y espiritualmente. Es uno de los principales responsables de la depresión doble.

Cualquier nivel de estrés pone en marcha el modo de supervivencia de tu cerebro y hace que tengas síntomas de lucha o huida. Cuando tu cuerpo está sobrecargado de hormonas del estrés, como la adrenalina y el cortisol, puede causar enfermedades, trastornos mentales o incluso la muerte prematura.

El estrés te ataca desde todas las esferas de tu existencia, como el hogar, el trabajo, la sociedad y tus luchas internas. Si el estrés crónico te está causando dolor y distimia, puedes hacer algo al respecto. Encuentra formas de reducir tus niveles de estrés, y puedes aliviar algunos de los síntomas de tu depresión.

– CONDICIONES DE SALUD CRÓNICAS

Cuando tú o un ser querido tienen una enfermedad crónica, es comprensible que tengas motivos para estar deprimido. Los problemas de salud crónicos afectan a tu calidad de vida y a tus relaciones con los demás y contigo mismo. Crean un factor de estrés debilitante que puede pesar mucho en tu mente y hacer que tu depresión se duplique.

– MEDICAMENTOS

Si estás tomando medicamentos con receta, tu proveedor de atención médica ha decidido que sus beneficios para ti superan cualquier posible efecto secundario. Los medios de comunicación están inundados de innumerables infomerciales sobre nuevos medicamentos y listas interminables de efectos secundarios.

Entre el dolor de cabeza y la sequedad de boca, es posible que oigas que el medicamento puede causar depresión.

¿Está experimentando síntomas de distimia? Háblalo con tu médico de cabecera y comprueba si puedes tomar una medicación alternativa. Recuerda que nunca debes suspender o cambiar la dosis prescrita sin orientación médica.

– PÉRDIDA Y DUELO

La gente suele asociar la pérdida y el duelo con la muerte de un ser querido, lo que sin duda es cierto. Sin embargo, cualquier tipo de pérdida puede crear síntomas de angustia en diferentes niveles de gravedad. La pérdida del trabajo, el divorcio, la ruptura sentimental o el síndrome del nido vacío pueden contribuir significativamente a los sentimientos de pena y desesperanza.

Estas y otras experiencias pueden provocar una depresión doble y magnificar sus síntomas. Cuanto más tiempo estés en el estado depresivo leve, más posibilidades tendrás de desarrollar una depresión doble. Una intervención temprana puede ayudar a tratar el estado antes de que empeore.

CUÁLES SON LOS SIGNOS Y SÍNTOMAS DE LA DEPRESIÓN DOBLE

Si tienes síntomas de depresión, es probable que un amigo cercano o un ser querido vea los signos antes que tú. Es posible que ni siquiera te des cuenta de que te estás comportando de una manera fuera de lo normal. Estos son los siete signos de depresión doble que hay que tener en cuenta.

  • Un estado de ánimo oscuro y melancólico que dura días
  • Falta de higiene y descuido de la apariencia
  • Letargo y notable inquietud
  • Pérdida de interés por las cosas que habitualmente le producían placer
  • Cambio en el apetito: Comer en exceso o malnutrición
  • Cambios de peso: Aumento o pérdida inusual de peso
  • Falta de concentración y dificultad para concentrarse

Además, puedes notar estos signos de un trastorno depresivo mayor que se superpone a la distimia:

  • Cambio en los patrones de sueño: exceso de sueño o insomnio
  • Miedo a perder el control
  • Autodesprecio o baja autoestima
  • Comportamientos atípicos
  • Pensamientos e ideas de suicidio

Si tú o un ser querido tienen pensamientos suicidas, buscaayuda inmediatamente. Llama a emergencias o lleva a tu ser querido a urgencias de inmediato. La depresión no tiene por qué costar una vida.

7 señales de advertencia que revelan que alguien tiene depresión doble

LA VORÁGINE DE LA DEPRESIÓN

Como cada persona es diferente, es posible que no experimentes todos estos síntomas al mismo tiempo. Tus síntomas pueden variar en tiempo e intensidad. A veces, tu depresión puede estar relacionada con dos o tres signos graves.

Al principio, es posible que te sientas triste y quieras evitar estar con otras personas. El autoaislamiento te da más tiempo para rumiar y cultivar una autoconversión negativa. Estos síntomas pronto empiezan a afectar a tu apetito y a tus patrones de sueño.

Si no se tratan, estos síntomas pueden intensificarse. Como un torbellino descendente, un signo se acumula sobre otro hasta que se pierde en un oscuro mar de depresión doble que puede durar años.

¿CÓMO SE DIAGNOSTICA LA DOBLE DEPRESIÓN?

Si tú o un ser querido notas algún signo o síntoma de depresión leve o distimia, consulta a tu médico de cabecera o a un profesional de la salud mental lo antes posible.

Reconocer que estás deprimido es el primer paso para obtener la ayuda que necesitas. El equipo sanitario debe depender de la observación porque no hay pruebas de laboratorio específicas para confirmar el diagnóstico.

– EXÁMENES PRELIMINARES

En primer lugar, el equipo sanitario te hará un examen físico y realizará algunas pruebas de laboratorio. Dado que muchas enfermedades y trastornos imitan los síntomas de la depresión, estas pruebas las descartarán. Te harán preguntas sobre tu historial médico y sobre cualquier medicamento o suplemento que estés tomando. Los antecedentes de depresión u otros trastornos mentales pueden ser un signo revelador.

– REFERENCIAS

Si un examen completo no arroja una razón física para tus síntomas, tu proveedor de atención médica primaria puede concluir que tiene depresión. El proveedor probablemente te remitirá a un proveedor de salud mental con experiencia.

Para obtener una evaluación y un diagnóstico óptimos, trabaja con un profesional de la salud mental que tenga experiencia y te haga sentir cómodo. Durante tu visita, el terapeuta repasará tu historial médico contigo y te hará una serie de preguntas. Es importante que seas completamente sincero con tus respuestas, ya que éstas ayudarán a determinar si cumples los criterios de diagnóstico de la depresión.

TRATAMIENTO DE LA DISTIMIA

Si cumples los criterios de la depresión leve y grave, se te diagnosticará una depresión doble. Puedes sentirte bien al recibir ayuda porque puedes evitar que tus síntomas empeoren. Estos son algunos de los tratamientos habituales para el diagnóstico de la depresión doble.

– ANTIDEPRESIVOS

Cuando las sustancias químicas de tu cerebro se desequilibran, pueden producirse trastornos mentales como la depresión. Los antidepresivos son medicamentos que ayudan a equilibrar las sustancias químicas y a estabilizar el estado de ánimo.

– PSICOTERAPIA

La distimia, el trastorno depresivo mayor y la depresión dual suelen conllevar pensamientos y emociones negativas. Tu terapeuta puede probar la terapia cognitiva para ayudarte a reconocer tus patrones de pensamiento negativos y a darse cuenta de cómo afectan a tus percepciones. Aprenderás formas de convertir estos malos pensamientos en otros positivos que te sirvan mejor.

– TERAPIA INTERPERSONAL

A veces, tu depresión se basa en el trauma y el miedo. Con la terapia de exposición, aprenderás a enfrentarte a tus miedos y te darás cuenta de la reducción de tu ansiedad y depresión con cada sesión. Encontrarás herramientas que te ayudarán a afrontar mejor el estrés cotidiano.

REFLEXIONES FINALES: NO TE RINDAS: LA DEPRESIÓN DOBLE ES TRATABLE

Ya sea que tengas una depresión leve, un cuadro depresivo mayor o una combinación, puedes sentirte como un rehén de tu mente. Un diagnóstico temprano puede evitar que la situación empeore. Con una combinación de medicamentos y terapia, puedes minimizar tus síntomas y sentir la alegría que deseas y mereces.

¿Le ha parecido interesante el artículo sobre la depresión doble? ¡Por favor, compártalo!

7 señales de advertencia que revelan que alguien tiene depresión doble

Fotografía: Canva



El consejo de su médico es importante. Lea nuestra información adicional




Saludista en Telegram

¿Te ha gustado?

¡Síguenos en Facebook!



Síguenos en Pinterest

¡Somos más de 7.000!
Saludista

Compartir en Whatsapp

Compartir en Pinterest

Compartir en Facebook

Compartir en Twitter

Síguenos en Telegram



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!