Trastorno depresivo mayor: 10 maneras de recuperarse

Trastorno depresivo mayor: 10 maneras de recuperarse

Todos hemos tenido esas mañanas en las que queremos taparnos la cabeza y hacer desaparecer el mundo. Es normal experimentar un estado depresivo leve o una tristeza ocasional. Pero, ¿qué pasa si esa tristeza y esa niebla persisten y te hacen perder la esperanza?

Cuando dices que estás deprimido, probablemente lo equipares con sentirte decaído o de mal humor. A menudo, estos sentimientos incómodos se resuelven en un par de días. Sin embargo, el trastorno depresivo mayor, o TDM, es una enfermedad mental que puede durar semanas, meses o años si no se trata.

PUBLICIDAD






¿Sabías que el trastorno depresivo mayor es el trastorno mental más frecuente? La enfermedad suele afectar más a las mujeres que a los hombres y tiene mayor incidencia en las personas de 18 a 25 años. Además, puede reaparecer después de largos periodos entre episodios.

SIGNOS Y SÍNTOMAS DEL TRASTORNO DEPRESIVO MAYOR

¿Cómo puedes saber si estás teniendo un mal día o si estás clínicamente deprimido? Dado que muchos de sus signos reveladores pueden estar presentes en otras enfermedades y trastornos, debes consultar a tu profesional sanitario.

Estos son los signos y síntomas más comunes del trastorno depresivo mayor que debes notar.

PUBLICIDAD






  • Tristeza crónica, desesperación y pérdida de esperanza
  • Sensación de impotencia, culpa y falta de valor
  • Dejar de interesarse por las actividades o aficiones anteriores
  • No tener ganas de romanticismo
  • Pérdida de energía y fatiga extrema
  • Cambio en los patrones de sueño, como insomnio o exceso de sueño
  • Dificultades mentales de concentración, memoria y toma de decisiones
  • Cambio en los hábitos alimentarios, pérdida o aumento de peso
  • Estrés constante, aburrimiento e irritabilidad
  • Preocupación por la muerte o la ideología del suicidio
  • Dolor crónico y trastornos digestivos sin causas diagnosticables

Cada persona es diferente, y puede que no experimente todos estos síntomas o la misma intensidad que otra persona. Sólo tu profesional sanitario o un especialista en salud mental están capacitados para interpretar y diagnosticar tu caso. A partir de ahí, podrás discutir las mejores opciones de tratamiento.

¿QUÉ CAUSA EL TRASTORNO DEPRESIVO MAYOR Y SE PUEDE CURAR?

Aunque los científicos no están seguros de cuál es la causa de la depresión, los estudios sugieren que la responsable es una combinación de factores.

El trastorno depresivo mayor puede tener su origen en desequilibrios químicos del cerebro, en la herencia o en factores ambientales. Estos factores pueden actuar conjuntamente para crear la tormenta perfecta que puede deprimirte mental, física, emocional y espiritualmente.

Actualmente, no existe una cura para el trastorno depresivo mayor. Sin embargo, un enfoque holístico puede ayudar a minimizar los síntomas para que puedas seguir viviendo una vida sana y significativa. Tras el diagnóstico, el plan de atención se adaptará a tus necesidades.

PUBLICIDAD






La mayoría de los expertos en salud mental coinciden en que el tratamiento óptimo para este trastorno mental es una combinación de medicación y terapia.

Los medicamentos recetados y el tipo de tratamiento variarán según cada paciente. La buena noticia es que las estadísticas demuestran que al menos el 80 por ciento de las personas deprimidas ven resultados positivos de su tratamiento en un plazo de 6 a 8 semanas.

A la mayoría de las personas a las que se les diagnostica un trastorno depresivo grave, los profesionales sanitarios suelen recetarles antidepresivos. Estos fármacos se dirigen a las zonas del cerebro responsables de las hormonas y los receptores del estado de ánimo.

Es posible que el profesional de la salud mental tenga que probar y equivocarse para encontrar el antidepresivo que mejor funcione.

Si se te ha diagnosticado trastorno depresivo mayor u otro trastorno depresivo, también puedes obtener resultados positivos de la terapia. Los enfoques terapéuticos habituales son la terapia cognitiva conductual y la psicoterapia.

Tu proveedor de salud mental puede recomendarte otras formas de afrontar un trastorno depresivo que puedes realizar en casa.

10 FORMAS DE ENCONTRAR LA ESPERANZA Y SUPERAR TU ESTADO DEPRESIVO:

Un diagnóstico de trastorno depresivo mayor puede ser una bendición mixta. Aunque te sientas aliviado porque por fin tienes algunas respuestas, puede que te sientas aprensivo sobre tu pronóstico. Con el apoyo de tu equipo médico, tus amigos y tus seres queridos, tienes esperanza.

Tanto si tienes un ataque ocasional de tristeza como si tus síntomas apuntan a un trastorno mental, puedes hacer cosas para revitalizar tu esperanza y bienestar. Hay sugerencias ideales para complementar tu plan de atención de salud mental prescrito.

¿Quieres despertarte por las mañanas con alegría y ganas de vivir? ¿Estás preparado para atravesar las nubes negativas de un trastorno depresivo y disfrutar de la luz de la esperanza?

Aquí tienes diez sugerencias útiles para que las tengas en cuenta.

1. VENCER LOS PATRONES DE PENSAMIENTO NEGATIVOS

La magnate de los medios de comunicación Oprah Winfrey dice que tienes el poder de cambiar tu futuro cambiando tu actitud. Uno de los síntomas más autodestructivos de un episodio depresivo es la negatividad continua.

Cuando eres pesimista y salpicas tus pensamientos y conversaciones con pesimismo, esto engendra naturalmente emociones negativas y más negatividad.

Desafía estos patrones de pensamiento tóxicos con racionalidad. ¿Te odia todo el mundo? ¿Realmente no hay nada positivo en tu vida? Cuando empieces a identificar las creencias falsas e irracionales, podrás revertir tu actitud y vislumbrar la esperanza.

2. HACER DE LA GRATITUD UN HÁBITO

Algunos iluminados contemplaron una vez cómo nos sentiríamos si sólo tuviéramos hoy las cosas por las que estuvimos agradecidos ayer. ¿Cuándo fue la última vez que te sentaste a considerar lo afortunado que eres? Una vez que empieces a contar tus bendiciones, lo primero que te preguntarás es cómo pudiste sentirte inferior.

Para que la gratitud forme parte de tus hábitos diarios, considera la posibilidad de llevar un diario. Puede ser tan sencillo o elaborado como quieras, y puedes anotar tus pensamientos y bendiciones de cada día. Revisa las entradas anteriores y observa cómo la desesperación se ha levantado con tu actitud de agradecimiento.

3. IDENTIFICA TUS OBJETIVOS

No es necesario que esperes a que te diagnostiquen una enfermedad terminal para lograr las cosas que siempre has querido. Ya sea que lo llames tus metas o una lista de deseos, haz una lista de tus sueños. Si quieres, puedes pedirle a tu pareja o a un amigo de confianza que te ayude.

Considera la posibilidad de crear un tablero de inspiración que puedas consultar cada día. Busca fotos de cosas y lugares bonitos que se correspondan con tus objetivos y colócalas en una cartulina como quieras.

Vence la depresión concentrándote en tus objetivos y decidiendo cómo hacerlos realidad.

4. RECIBE UNA DOSIS DIARIA DE RISA

Los textos sagrados de muchas culturas recomiendan la risa como bálsamo curativo para el cuerpo, la mente y el espíritu. Nada levanta más el ánimo que una auténtica carcajada. ¿Hay cosas en tu vida que te hacen sonreír o reírte cuando las ves o piensas en ellas?

Aporta una dosis de humor a tu día viendo una comedia o escuchando algunos chistes nuevos. ¿Te tomas la vida demasiado en serio? El filósofo de la antigua Grecia, Epicteto, comentó una vez con un brillo en los ojos que aquellos que aprenden a reírse de sí mismos siempre se mantendrán divertidos.

5. ADOPTA UNA MASCOTA

Innumerables estudios han demostrado los beneficios de tener y querer a una mascota. Renuncia a la tienda de animales y considera la posibilidad de adoptar un perro o un gato de su refugio local. Cuidar de tu amigo peludo y compartir su amor incondicional puede impulsar la esperanza que necesitas para desterrar los episodios depresivos.

6. CREA UNA RUTINA

Cuando te asaltan pensamientos depresivos y ansiosos, a menudo puedes encontrar consuelo en la rutina. Descubre la alegría en hábitos sencillos, como saborear una taza de té antes de acostarte o leer un libro con tus hijos. Incluso lavar los platos de la cena o caminar hasta el buzón puede aliviar tu mente con la continuidad y la familiaridad.

Trastorno depresivo mayor: 10 maneras de recuperarse

7. PASA TIEMPO AL AIRE LIBRE

El sol no sólo proporciona la vitamina D que mantiene la vida, sino que es un potenciador natural del estado de ánimo.

Intenta pasar algún tiempo disfrutando de las maravillas de la naturaleza que te rodea. Da un paseo por un parque o un bosque y observa la majestuosidad de los árboles, las flores y las travesuras de las pequeñas criaturas del bosque.

8. LEVÁNTATE Y PONTE EN MARCHA

Pasar demasiado tiempo en el sofá frente a la televisión causa estragos en tu salud física y mental. ¿Sabías que hacer ejercicio al menos 20-30 minutos al día puede mantener a raya los estados de ánimo depresivos? Prueba a caminar o a realizar ejercicios moderados recomendados por un experto en fitness.

9. HAZ UN AYUNO DE NOTICIAS

Aunque no tengas nada que te deprima, leer o ver el telediario puede asfixiar a la persona más optimista. Aunque es prudente mantenerse informado, es posible que te encuentres entre los millones de personas que están ansiosas y abrumadas por las noticias contradictorias. Date un respiro del periódico y de las noticias de la red durante un tiempo.

10. LLAMA A UN AMIGO

Puede que la raíz de tu estado de ánimo depresivo sea que necesitas apoyo emocional. Llama a un amigo o a un ser querido y comparte tus sentimientos. El tiempo que compartáis puede beneficiaros a ambos.

Acostúmbrate a conectar con esa persona al menos una vez a la semana. Habla por teléfono, por Internet o queda para comer. El apoyo emocional es vital cuando se espera una inyección de ánimo.

REFLEXIONES FINALES SOBRE CÓMO ENCONTRAR LA ESPERANZA Y VENCER EL TRASTORNO DEPRESIVO MAYOR.

Aunque te sientas atrapado por el fuerte brazo del trastorno depresivo mayor, hay esperanza. Habla con un profesional de la salud mental sobre tus opciones de tratamiento para encontrar una que sea adecuada para ti.

Con la intervención de un profesional y probando estas útiles sugerencias, puedes hacer frente al trastorno depresivo mayor y volver a disfrutar de tu vida.

¿Le ha parecido interesante el artículo sobre el trastorno depresivo mayor? ¡Por favor, compártalo!

Trastorno depresivo mayor: 10 maneras de recuperarse

Fotografía: Canva



El consejo de su médico es importante. Lea nuestra información adicional




Saludista en Telegram

¿Te ha gustado?

¡Síguenos en Facebook!



Síguenos en Pinterest

¡Somos más de 7.000!
Saludista

Compartir en Whatsapp

Compartir en Pinterest

Compartir en Facebook

Compartir en Twitter

Síguenos en Telegram



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!