Pistas de un trastorno poco común que afecta a los niños con COVID-19

Pistas de un trastorno poco común que afecta a los niños con COVID-19

Los investigadores afirman que los nuevos conocimientos sobre un trastorno raro y peligroso que puede afectar a los niños con COVID-19 podrían mejorar el tratamiento de esta enfermedad.

Muchos niños infectados por el SARS-CoV-2 (el virus que causa la COVID-19) no son diagnosticados o no presentan síntomas, pero aproximadamente uno de cada 1.000 desarrolla una enfermedad denominada síndrome inflamatorio multisistémico en niños (MIS-C) en un plazo de cuatro a seis semanas.

PUBLICIDAD






Los síntomas incluyen fiebre, dolor abdominal con vómitos y/o diarrea, erupción cutánea y problemas en el corazón y el sistema nervioso.

Si se diagnostica a tiempo, el síndrome inflamatorio del sistema inmunitario puede tratarse con inmunosupresores, como los esteroides. Si no se trata, puede ser mortal.

«¿Por qué ocurre esto cuando no hay virus ni respuesta antiviral todavía en los niños? ¿Y por qué sólo se produce en los jóvenes?«, afirma Carrie Lucas, coautora del estudio y profesora adjunta de inmunobiología de la Universidad de Yale en New Haven (Connecticut).

PUBLICIDAD






Para encontrar respuestas, ella y sus colegas analizaron la sangre de niños con MIS-C, de adultos con síntomas graves de COVID-19 y de niños y adultos sanos.

Pistas de un trastorno poco común que afecta a los niños con COVID-19

Los investigadores descubrieron que los niños con SMI-C presentaban rasgos del sistema inmunitario distintos a los de los otros grupos.

En concreto, tenían altos niveles de alarminas, moléculas que forman parte del sistema inmunitario innato que responde rápidamente a todas las infecciones.

PUBLICIDAD






Investigaciones anteriores han sugerido que la respuesta del sistema inmunitario innato de los niños puede ser más fuerte que la de los adultos, y esa podría ser una de las razones por las que suelen tener síntomas más leves tras la infección por el nuevo coronavirus.

«La inmunidad innata puede ser más activa en los niños infectados por el virus«, dijo Lucas en un comunicado de prensa de la universidad. «Pero, por otro lado, en casos raros puede activarse demasiado y contribuir a esta enfermedad inflamatoria«.

Los investigadores también descubrieron que los niños con MIS-C presentaban una marcada elevación de ciertas respuestas inmunitarias adaptativas. Se trata de defensas que normalmente hacen que el cuerpo recuerde y responda a patógenos específicos (como virus, bacterias, hongos o parásitos).

Pero en lugar de ser protectoras, los investigadores explicaron que las respuestas de los niños con SMI-C parecen atacar una variedad de tejidos del huésped, lo que es una característica de las enfermedades autoinmunes.

La respuesta inmunitaria inicial en estos casos desencadena una cascada que daña el tejido sano, lo que a su vez lo hace más susceptible de ser atacado por los autoanticuerpos, sugirió Lucas. Un autoanticuerpo es el producido por el sistema inmunitario que reacciona por error con los propios órganos o tejidos de una persona.

Conocer las características particulares del sistema inmunitario de MIS-C podría ayudar en el diagnóstico y las opciones de tratamiento temprano de los niños con alto riesgo de padecer el trastorno, dijo Lucas.

Los resultados se publicaron recientemente en la revista Immunity.

Pistas de un trastorno poco común que afecta a los niños con COVID-19

Fotografía: Canva



El consejo de su médico es importante. Lea nuestra información adicional




Saludista en Telegram

¿Le ha gustado el artículo? Por favor, compártalo. ¡Gracias!




Compartir en Whatsapp

Compartir en Pinterest

Compartir en Facebook

Compartir en Twitter

Síguenos en Telegram



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!