9 Síntomas de problemas hepáticos

9 Síntomas de problemas hepáticos

Enfermedades diferentes, síntomas similares

Existen más de 100 enfermedades hepáticas diferentes. Tienen diferentes causas, entre ellas:

  • Infección
  • Demasiado alcohol
  • Medicamentos, drogas ilegales o toxinas
  • Obesidad
  • Cáncer

Aunque hay diferentes enfermedades y diferentes causas, muchas afecciones hepáticas dañan el hígado de forma similar. Por ello, pueden tener un aspecto similar y causar síntomas parecidos.

PUBLICIDAD






Veamos estos síntomas de problemas hepáticos.

Agudos vs. Crónicos

A veces, el daño hepático o incluso la insuficiencia hepática y los síntomas relacionados son agudos o aparecen rápidamente. Esto puede ocurrir si se toma demasiado paracetamol u otros medicamentos.

Los suplementos de hierbas, los virus y las condiciones autoinmunes también pueden causar esto. Pero la mayoría de las veces, las enfermedades hepáticas y la insuficiencia hepática son crónicas. Esto significa que se producen de forma gradual, ya que el hígado se daña lentamente con el tiempo. En este caso, los síntomas también pueden aparecer de forma más gradual.

PUBLICIDAD






Síntomas tempranos de la enfermedad hepática

Es posible que no se noten los primeros síntomas. Esto se debe a que los primeros signos de problemas hepáticos son vagos, como por ejemplo:

  • Dolor de vientre
  • No tener hambre
  • Cansancio o falta de energía
  • Diarrea

Es posible que simplemente te sientas enfermo o indispuesto en general y no sepas por qué.

1. Piel u ojos amarillos (ictericia)

A medida que el hígado se daña más, puede notar signos más claros de un problema. La piel puede tener un aspecto amarillo, así como el blanco de los ojos. Los médicos lo llaman ictericia. Esto ocurre cuando se acumula una sustancia amarilla de los glóbulos rojos llamada bilirrubina. Normalmente, el hígado elimina la bilirrubina. Pero un hígado dañado no puede hacerlo, por lo que los niveles aumentan.

9 Síntomas de problemas hepáticos

PUBLICIDAD






2. Picor en la piel

Si tienes problemas hepáticos duraderos, es posible que sientas picor. Esto ocurre aunque no tengas una erupción ni nada en la piel. El picor puede dificultar cosas como dormir. El picor se mantiene incluso si te rascas. Si tienes esto, pregunta a tu médico si hay algún medicamento que pueda ayudarte.

3. Vientre hinchado (ascitis)

Si el hígado está cicatrizado, puede bloquear el flujo de sangre al hígado y aumentar la presión en los vasos sanguíneos que lo rodean. Esto hace que el líquido se filtre y se acumule en el vientre. Puede haber poco líquido e hinchazón o mucho. El vientre puede crecer mucho y el ombligo puede salirse. A veces la ascitis se infecta y necesita antibióticos. Si hay mucho líquido extra que no tiene salida, puede ser necesario drenarlo con una sonda.

4. Piernas o tobillos hinchados

En algunas personas con ascitis, las piernas y los tobillos también se hinchan al acumularse el líquido. Puede ser útil comer menos sal o tomar un medicamento que les haga orinar más.

5. Caca pálida y orina oscura

El hígado es la razón por la que la caca sana tiene un aspecto marrón. El color marrón proviene de las sales biliares que produce el hígado. Si el hígado no produce bilis con normalidad o si el flujo del hígado está bloqueado, las cacas tendrán un aspecto pálido como el color de la arcilla.

La caca pálida suele ir acompañada de una piel amarilla (ictericia). La bilirrubina extra que hace que su piel se vea amarilla también puede hacer que su orina sea inusualmente oscura.

6. Fatiga y confusión

Muchas personas con enfermedades hepáticas sufren de fatiga persistente. Esto puede deberse a la acumulación de toxinas, ya que el hígado no las elimina como debería. La acumulación de toxinas en el cuerpo y en el torrente sanguíneo también puede afectar a la función cerebral. Puede que te sientas confuso o que te cueste concentrarte. Puedes olvidar cosas o notar otros cambios cuando la enfermedad hepática afecta a tu cerebro.

7. Náuseas y vómitos

Si tienes una enfermedad hepática, es posible que tengas molestias estomacales desde el principio. A medida que la enfermedad y los daños en el hígado avanzan, los niveles elevados de toxinas pueden empeorar esta situación. Las náuseas persistentes o los vómitos suelen ser un signo de problemas hepáticos. Si tu hígado está fallando, también puede tener sangre en tu vómito o caca.

8. Moretones con facilidad o sangrado

Si tu hígado está fallando, puedes notar que te salen moretones con más facilidad. Si te cortas o sangras por la nariz, es posible que no se detenga como debería. Aunque las personas con una enfermedad hepática avanzada son propensas a las hemorragias, también son más propensas a la formación de coágulos.

9. Palmas rojas y «telarañas

Es posible que tenga marcas rojas de los vasos sanguíneos bajo la piel que parecen telas de araña. Suelen aparecer en las mejillas, la nariz y el cuello. Un estudio realizado en personas alcohólicas descubrió que son un claro indicador de problemas hepáticos. Las personas con estas marcas parecidas a las de las arañas también suelen tener las palmas de las manos enrojecidas (eritema palmar). El enrojecimiento de las palmas de las manos es otro síntoma de enfermedad hepática avanzada.

Detectar antes las enfermedades hepáticas

Es posible que tengas una enfermedad hepática sin saberlo. Muchas personas con problemas hepáticos no parecen estar enfermas. A medida que el daño al hígado empeora, comienzan los síntomas. Si el daño ha ido demasiado lejos, es posible que no haya forma de solucionarlo.

Pero saber qué buscar puede ayudar a detectar los problemas hepáticos a tiempo. Así tendrás la oportunidad de detener más daños y dejar que tu hígado se cure antes de que sea demasiado tarde.

¿Le ha gustado el artículo sobre los síntomas de problemas hepáticos? ¡Por favor, compártalo con sus amigos!

9 Síntomas de problemas hepáticos

Fotografía: Canva

Temas:


El consejo de su médico es importante. Lea nuestra información adicional




Saludista en Telegram

¿Te ha gustado?

¡Síguenos en Facebook!



Síguenos en Pinterest

¡Somos más de 7.000!
Saludista

Compartir en Whatsapp

Compartir en Pinterest

Compartir en Facebook

Compartir en Twitter

Síguenos en Telegram



¿Qué piensas? ¡Déjanos un comentario!